A partir de 1996, investigando nuevas técnicas, Dolmar empieza a tratar la tela de saco de yute como soporte de sus obras, e incorpora pigmentos, colas y tierras. Fuente de inspiración fueron los objetos encontrados en la playa, barcos varados … Esta 3ª etapa denominada Arenas y Pigmentos se extiende hasta 1999

 

Detalle Caracolas
Maroma, 65×89 -1994
Puerta quemada, 89×46 -1990
Otoño, 73×54 – 1994
Piano roto 108×64 – 1992
Corte en la arena, 65×50 -1995
Dique, 92×73 – 1995
Rio de lava, 130×97 – 1991
Florero, 65×65 – 1991
Alegoría de Quijote, 96×77 – 1991
Hierbas Marinas, 19×27 – 1990
TV y envase, 65×92-Pigmentos s/tela de saco – 1995